fbpx

La Revolución de las Máquinas de Café

Café La Finca

El café desde sus inicios ha despertado tantas sensaciones en el ser humano que no basta con tomarlo y disfrutar de su aroma, sino que cada cierto tiempo se inventan y desarrollan equipos y máquinas para preparar de diferentes formas esta bebida que lleva incontables años deleitando paladares.

 

La primera máquina para preparar café se inventó hace más de un siglo, fue Angelo Moriondo, en Italia quien patentó una máquina para extraer café usando vapor y agua, sin embargo nunca se comercializó. Para el año 1906, Luigi Bezzera y Desidero Pavoni tomaron la idea de Moriondo y fabricaron una máquina de caldera vertical de que se lograba servir un café en segundos.


Fue entonces en la feria de Milán de ese mismo año cuando se comenzó a consumir el café espresso, pues la promoción de la máquina decía que preparaba cada café expresamente para cada persona.


Cuando terminó la segunda guerra mundial, el café ya recorría casi todo el planeta, ganando consumidores que seguían buscando la forma de crear otras máquinas que lograran servir un café rápido y que tuviera un gran sabor, es acá cuando Achille Gaggia alcanza patentar su máquina, el artefacto logró que el agua a alta presión se filtrara en el café molido, resultado un espresso cremoso.


Ya para el año 1960 casi todas las cafeterías contaban con una máquina para hacer el café, las patentes y marcas competían por lograr máquinas con diferentes funciones, rápidas y con un café extraído de forma correcta para lograr el espresso perfecto.


Hoy, el mercado cuenta con un sinfín de máquinas de diferentes marcas y diseños, unas más fáciles de usar que otras, pero todas diseñadas para el mismo fin, sin embargo, será siempre la elección del mejor grano que el que determine que el barista logre una excelente taza de café.

× Hola!, te podemos ayudar?